10 Cosas que puedes hacer con bicarbonato de sodio




Las propiedades del bicarbonato de sodio son asombrosas. Este compuesto mineral es prácticamente un superhéroe de la limpieza, la belleza y la medicina natural ¡y nos encanta! Aquí te damos unos cuantos ejemplos de cómo aprovechar las propiedades del bicarbonato de sodio según tus necesidades.


4 remedios caseros con bicarbonato de sodio


Aunque no lo creas el bicarbonato de sodio sirve para bajar la alcalinidad en el cuerpo, es decir reduce la acidez, nivelando el nivel de pH. Esto es muy beneficioso para varias condiciones o dolencias. Aquí te damos unos ejemplos:



1-Para el resfriado o la gripe: La receta es simple: ½ cucharadita de bicarbonato de sodio en un vaso de agua fresca. Sin embargo debe tomarse de diferentes maneras en tres días. En el primero se recomienda tomar 6 dosis en un intervalo de dos horas. Al segundo día se reduce la dosis a 4, en ese mismo intervalo. Al tercer día sólo debes tomar este remedio natural por la mañana y por la noche. Si los síntomas siguen presentes, se recomienda tomar esta medicina natural por las mañanas hasta que desaparezcan.

2-Un baño de desintoxicación: Mezcla bicarbonato de sodio y sidra de manzana en una bañera con agua. Esto, además de crear un excelente tratamiento tipo spa, te ayudar a eliminar los dolores, comezones y desintoxicación. Además, cuando termines tu sesión, este baño irá limpiando la bañera y las tuberías.




3-Aliviar el dolor de úlcera: Como el bicarbonato neutraliza los ácidos que se producen en el estómago, alivia a su vez el dolor de úlcera. La dosis es generalmente es de 1 a 2 cucharaditas en un vaso lleno de agua.

4-Ayuda a la digestión: Una mezcla de bicarbonato de sodio, agua y zumo de limón te ayudará es la receta perfecta como un digestivo y hasta para bajar de peso. Mira cómo se hace esta bebida aquí:

#1 Exfoliante

Ya sea de manos, cara o cualquier parte del cuerpo, mezcla un poco de bicarbonato con tu crema de día o un poco de agua y frota la zona que deseas tratar.

Te invito a probar más exfoliantes caseros para la cara

#2 Quita malos olores

Para deshacerte de los malos olores del refrigerador, del bote de basura, del auto e incluso de los zapatos, agrega un poco de bicarbonato en polvo en el interior. Para absorber el mal olor de un sitio, vierte una cantidad considerable en un frasco sin tapa y déjalo en una esquina; puedes cambiarlo cada semana.

#3 Antiséptico bucal

Si tienes una infección bucal, aftas o para curaciones de muelas por ejemplo, puedes colocar un poco de bicarbonato directamente en la herida o diluir una cucharadita en un vaso de agua y hacer enjuagues.


#4 Blanqueador de dientes
 Usa el bicarbonato para blanquear tus dientes una vez a la semana o cuando lo sientas necesario. Aplica un poco de polvo sobre tu cepillo de dientes y frota en seco.
  • Para quitar el moho en el baño: haz una pasta con bicarbonato y agua.
  • Limpieza profunda en trastes: úsalo directamente sobre el traste o mezcla con el jabón.
  • Quita olores de telas: vierte un poco al jabón en polvo para lavar.
  • Limpia vidrios: disuelve un poco en agua y frota el vidrio.
#6 Quita “lo percudido” del cuerpo

Para los codos, rodillas, cuello, nudillos y zonas que se tornan oscuras, mezcla un poco de bicarbonato con limón y aplica en la zona, deja actuar unos minutos y enjuaga.


#7 Ingrediente de cocina

Se usa para algunas recetas de repostería como una alternativa al polvo de hornear.

#8 Antiácido

Cuando has comido mucho o sientes agruras, vierte media cucharadita de bicarbonato en medio vaso de agua y bébela para aliviar las molestias.

#9 Quita manchas

Para quitar manchas de grasa, aceite o cera en las superficies, haz una pasta con bicarbonato y un poco de agua, frota el área con una esponja y limpia con un trapo posteriormente.

#10 Pulir plata

Coloca un recipiente de aluminio en la estufa con tu joyería en el interior, agrega agua suficiente para cubrir apenas los accesorios, una vez que alcance el hervor rocía bicarbonato en polvo, al hacer efervescencia retira del fuego y frota cada pieza con un paño seco de algodón.

Estos son algunos de los usos más comunes del bicarbonato de sodio, pero hay muchos más. ¿Conoces algún otro?






Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *